Ocurrió ayer tras un allanamiento realizado en Iturraspe al 900 de Reconquista. Una persona fue detenida por unas horas. (Jose Odasso /FM 96.1 Radio Diez)

El fiscal Aldo Gerosa explicó en el programa “Vía Libre” (FM 96.1 Radio Diez)  que solicitó el allanamiento” a raíz de que dos personas denunciaron el ingreso de lo que parecía ser electrodomésticos en  la vivienda  de Iturraspe 929. La casa esta deshabitada, por lo que se pensaba que se podían estar guardando elementos robados”.

Al ingresar Gendarmería Nacional se encontró con lo que sería un “casino clandestino” y procedió al  secuestro de 10 pantallas adaptadas para juegos en red por dinero,  12 maquinas expendedoras de tickets, una mesa de ruleta, un modem y demás elementos propios de juegos clandestinos.

En el momento en que estaba finalizando el operativo, se hizo presente una persona que dijo ser propietario del lugar y quedó detenida por unas horas, luego recuperó su libertad.

En esa vivienda viva una persona de 60 años de apellido Perezon, que en marzo de este año decidió quitarse la vida. Aparentemente, el hombre había perdido todos sus bienes, incluyendo su casa, por deudas por juegos.

“La investigación continúa, y seguramente voy a estar solicitando otras medidas muy pronto” concluyó el fiscal.

El hecho fue caratulado Captación, explotación y comercialización de juegos de apuestas sin autorización, un nuevo delito dentro del Código Procesal Penal con una pena mínima de tres años.

Compartir

Comentarios