El proyecto del concejal opositor Emilio Adobato suma lentamente algunos consensos dentro del gobierno y cuenta con el apoyo del Secretario de Control Público de la Municipalidad, Fabián Fabrissín, quien considera «interesante» la propuesta. (reconquista.com.ar)

A grandes razgos el proyecto lo que propone es que las empresas propietarias de supermercados puedan tener una cierta cantidad de superficie habilitada y los propietarios podrán tomar la decisión de tener todos esos metros en una sola sucursal o dividirla en distintos comercios distribuidos en la ciudad.

El objetivo de la ordenanza es evitar la desleal competencia entre los grandes comercios y los pequeños negocios de barrio.

Por eso la ordenanza regula los comercios por tamaño ocupado. Se define entonces que un supermercado será un «establecimiento minorista o mayorista poli-rubro, cuya política de compra, venta y administración sea dirigida por una empresa o persona física que expendan sus artículos por el sistema de autoservicio, teniendo como rubros principales: productos alimenticios perecederos y no perecederos, artículos de limpieza, higiene, bazar y menaje, indumentaria, juguetería, etc.; en un local con una superficie de más de 800 m2 hasta 2.500 m2, incluida la superficie cubierta destinada a la venta, depósito, acondicionamiento de mercaderías e instalaciones».

Por su parte un auservicio será el «establecimiento minorista poli-rubro, cuya política de compra venta y administración sea dirigida por una empresa o persona física y que expendan sus artículos por el sistema de autoservicio, teniendo como rubros principales: productos de alimentos perecederos y no perecederos, artículos de limpieza, higiene, bazar, menaje, perfumería, indumentaria, juguetería, etc.; en un local con una superficie cubierta de más de 150 m2 hasta 800 m2, incluida la superficie destinada a la venta, deposito, acondicionamiento de mercaderías e instalaciones».

El minimercado queda establecido como «el establecimiento minorista poli-rubro, cuya política de compra venta y administración sea dirigida por una empresa o persona física y que expendan sus artículos por el sistema de autoservicio, teniendo como rubros principales: productos de alimentos perecederos y no perecederos, artículos de limpieza, higiene, bazar, menaje, indumentaria, juguetería, etc.; en un local con una superficie cubierta que no supere los 150 m2, incluida la superficie destinada a la venta, depósito, acondicionamiento de mercaderías e instalaciones».

El concejal Adobato explicó que si un supermercado ya tiene una casa central de 2.000 metros cuadrados ya solo tendrá posibilidades de poner un comercio de 500 metros cuadrados o varios pero hasta cubrir el total de superficie establecida.

Comunicación al CIC

Los concejales tienen todavía el tema pendiente y le enviarán una nota al Centro Industrial y Comercial para que puedan emitir una opinión sobre el tema o, si así lo consideran, generar una reunión con los dirigentes de la institución con el fin de avanzar en una legislación consensuada.

Compartir

Comentarios